11 nov. 2015

Chocolate Soleil de Too Faced

Sí, en el espejo me pueden ver a mi, y parte de mi pijama :D


Too Faced es una de mis marcas favoritas de afuera. Empecemos porque es Cruelty Free, y sigamos con que su packaging  siempre es hermoso. La única desventaja es que no se vende acá en nuestro país (aún, no hay que perder las esperanzas) y que los precios son un poco elevados (sobre todo si te encaprichás con algo, y terminas comprándole a una revendedora de Facebook.


Este bronzer estuvo mucho tiempo en mi wishlist, así que cuando entré a un Sephora en Roma, no dudé un segundo en comprarlo. El packaging dorado de este producto es precioso. No dan ganas de guardarlo en un cajón, sino de exponerlo sobre alguna mesita. Viene con un espejo de muy buena calidad adentro, y (acá viene lo loco), el bronzer tiene un olor a chocolate impresionante, ya que entre sus componentes utilizaron verdadero polvo de cacao (si estás a dieta, este producto no ayuda mucho). 





 



La pigmentación es muy buena, pero lo que más me llamó la atención es lo bien que se difumina. Con otros productos de este estilo me pasa que tengo que estar un rato largo con le pincel difuminando, y con el Chocolate Soleil es no me pasa. El color, por otro lado, me resulta ideal, ya que no es ni muy cálido, ni muy frío. Es un intermedio ideal para no parecer ni un Oompa Loompa, ni que tenemos la cara manchada. Incluso lo vengo usando como sombra de transición y queda genial. La duración en la piel es excelente, en mi caso se bancó toda una jornada laboral (Y eso que yo tengo la mala costumbre de estar tocándome la cara seguido)

Amor eterno a este bronzer, que no paro de usarlo y ya estoy sufriendo de solo pensar que algún día se va a terminar.


Share:

No hay comentarios

Publicar un comentario en la entrada

¡Muchas gracias por dejar tu comentario!

© Testeadora | All rights reserved.
Blog Design Handcrafted by pipdig